La motivación laboral es la clave fundamental para los cambios y el bienestar en tu empresa, entendiendo que se trata de un cambio cualitativo más que cuantitativo, por cuanto el objetivo es llevar a cabo un trabajo efectivo y sobre todo para lograr mantener un cálido, ameno y agradable ambiente. La idea es que a través de la motivación haya proactividad y receptividad.

En la actualidad, la motivación viene a ocupar un importante y relevante espacio en las empresas, en comparación al pasado, puesto que los empleadores buscan la mayor atención para obtener una mejor eficacia. Hace dos décadas los empleadores lo veían como una pérdida de tiempo, pero con el crecimiento de otras empresas y la competitividad han buscado la manera de mantener su capital humano.

¿Cómo motivarlos?

Existe una gama de posibilidades, solo aplica las que consideres más atractivas, pues se trata de un ganar- ganar, es decir, que ambas partes, empleador y empleado se muestren satisfechos. Igualmente, para que permanezca entusiasmado se debe tomar en cuenta que los espacios de la empresa estén en óptimas condiciones, que haya una buena imagen de la empresa, eso los incentivará a seguir haciendo bien sus responsabilidades.

Recuerda que un empleado atendido rinde más que uno desmotivado. Haz que sienta que es importante y parte esencial en la empresa, prémialos mensualmente con atenciones como desayunos, celebración de cumpleaños, entrega un presente el día de la madre y del padre, celebra por esos logros que haya obtenido la empresa, con bonos hasta de alimentación, lo cual será un aporte para su familia.

Otra manera de beneficiarlos es con la implementación de becas estudiantiles para sus hijos. Igualmente, da la posibilidad de que los empleados crezcan profesionalmente, es decir, dando la oportunidad de cursar estudios superiores. También, ejecuta programas de mejoramiento profesional en las diferentes áreas, haz que todos se vean involucrados en los planes a mediano, corto y largo plazo, que formen parte de esa familia empresarial. Si logras cumplir con ello, los resultados serán excelentes, por cuanto ganará espacio la armonía, que es indispensable en toda empresa y tendrá un empleado comprometido. Incluye en tus beneficios, el área salud, tanto para el empleado como para su familia.

Incluye en tu cartera de oferta de trabajo actividades recreativas como clases de yoga, motivación, ejercicios cardiovasculares, reiki, tai chi, algo que les permita relajarse durante la rutina. Todo esto forma parte de hacer sentir bien al empleador, para lograr resultados óptimos. Con estos beneficios, el empleado mantendrá su fidelidad a la empresa, y así tenga una mejor oferta, la rechazará, por el contrario, si está desmotivado hará mal su trabajo, incumplirá con el horario, hasta el punto de renunciar.

Recuerda que, con un trabajador motivado, la empresa logra los resultados que traza en un determinado lapso, uno desmotivado tiende a enfermarse, lo cual en su mayoría genera ausencia y puede acarrear perdidas.